“(…) Hasta que al final te bese en el corazón, porque te quiero, morderé la piel que late sobre tu corazón, porque te quiero, y con el corazón entre mis labios tú serás mío, de verdad, con mi boca en tu corazón tu serás mío para siempre…”.

SEDA – ALESSANDRO BARICCO

Solo hay una mirada capaz de robar un corazón: Aquella que mece los labios con un simple gesto, aquella que baila tu piel sobre el agua de mar. Y esa mirada es suya.

MZ

Anuncios